03 - CyT

INFORMACIÓN
ESTADÍSTICAS
RÉCORDS
Título del test:
03 - CyT

Descripción:
03 - CyT

Autor:
etsgfz
(Otros tests del mismo autor)

Fecha de Creación:
26/03/2019

Categoría:
Arte
Sigue en facebook las noticias y los mejores tests de daypo apretando en 'Me gusta'
Últimos Comentarios
No hay ningún comentario sobre este test.
Temario:
La competencia exclusiva para decidir, con carácter ordinario o extraordinario, la clasificación y destino de los reclusos en los distintos Establecimientos Penitenciarios, sin perjuicio de las atribuciones de los Jueces de Vigilancia en materia de clasificación por vía de recurso, la ostenta: El Centro Directivo. La Junta de Tratamiento o el Consejo de Dirección, según el caso. La Autoridad judicial correspondiente. Las opciones anteriores son falsas.
Las Autoridades judiciales o gubernativas recabarán del Centro Directivo la conducción oportuna del interno, cuando estuviere recluido en Centro Penitenciario ubicado en otra provincia con una antelación: Mínima de tres días. Máxima de un mes. Mínima de treinta días. Mínima de cuarenta días.
En el caso de que un penado ingrese en un Centro hospitalario debe darse cuenta: A la Autoridad Judicial de Ja que depende. Al Juez de Vigilancia. Al Juzgado o Tribunal Sentenciador. A la Junta de Tratamiento.
¿En qué casos podrá disponerse el traslado de internos a cargo de funcionarios de instituciones penitenciarias?: Excepcionalmente y sólo en casos de urgencia o necesidad perentoria. Sólo en casos de urgencia médica. Sólo cuando el traslado se produzca en ambulancia. Siempre que lo ordene el Director.
Cuando los internos conducidos tengan que pernoctar, en condición de tránsitos, en un Centro Penitenciario: Serán alojados, preceptivamente, en el departamento de ingresos. Serán alojados, siempre que sea posible, en celdas o dependencias destinadas al efecto, con separación del resto de la población reclusa. Deberá comunicarse al Juez de Vigilancia que recabó el traslado. No podrán, en ningún caso, ser alojados en celdas o dependencias separadas del resto de la población reclusa.
¿Quién autoriza los desplazamientos en autogobierno (por sus propios medios y sin vigilancia) de internos clasificados en 2° o 3º grado que disfrutan de permisos ordinarios de salida?: El Centro Directivo exclusivamente; a propuesta de la Junta de Tratamiento. El Juez de Vigilancia previa propuesta del Centro Directivo. La Autoridad Judicial si el interno está clasificado en segundo grado y el Centro Directivo si el interno está clasificado en tercer grado. El Centro Directivo, salvo que el interno acuda a una comparecencia ante la Autoridad Judicial que requerirá, autorización de ésta.
De conformidad con el artículo 33.2 del Reglamento Penitenciario las conducciones de los internos para la práctica de diligencias o para la celebración de juicio oral se recabarán, por las autoridades judiciales o gubernativas, ante el Centro Directivo con una antelación mínima de: 30 días si el centro penitenciario está ubicado en otra provincia. 15 días si el centro penitenciario está ubicado en la misma localidad. 60 días si el centro penitenciario está ubicado en otra provincia. 90 días si el centro penitenciario está ubicado en una Comunidad Autónoma distinta.
¿En qué supuestos prevé la legislación penitenciaria que las salidas de los internos para asistir a diligencias judiciales o a juicio oral puede realizarse sin la custodia de la fuerza pública?: Cuando el interno esté clasificado en tercer grado o en segundo grado y disfrute de permisos ordinarios; siempre que además se cuente con la previa autorización del Centro Directivo y del Juzgado o Tribunal requirente. Siempre que el interno esté clasificado en tercer grado o en segundo grado, disfrute de permisos ordinarios, debiendo contar únicamente con la autorización del Centro Directivo. Cuando el interno esté clasificado en segundo grado, siendo necesaria la concesión de un permiso extraordinario por parte del Director del Centro del establecimiento, dando cuenta al Centro Directivo. Únicamente en el supuesto que el interno esté clasificado en tercer grado.
La competencia exclusiva para decidir los traslados de los internos es del Centro Directivo, quien los ordenará en base a las propuestas formuladas por: Las Juntas de Tratamiento o el Consejo de Dirección. Las Juntas de Tratamiento, el Consejo de Dirección y el Director. Las Juntas de Tratamiento, el Consejo de Dirección, el Director y las autoridades judiciales competentes. Las Juntas de Tratamiento, el Consejo de Dirección, el Director y las autoridades judiciales o administrativas competentes.
Señale la afirmación correcta en relación a los traslados de los internos: Se notificarán al Juez de Vigilancia si se trata de penados, y a la autoridad judicial a cuya disposición se encuentren, en el caso de los preventivos. Sólo podrán ser recabados por autoridades judiciales, con una antelación mínima de treinta días. Podrán autorizarse en autogobierno por el Centro Directivo para penados clasificados en tercer grado de tratamiento o por el Juez de Vigilancia para los penados clasificados en segundo grado que disfruten de permisos ordinarios de salida. Todas las respuestas son correctas.
Cuando una autoridad judicial interese el traslado de un penado que no esté a su disposición para la práctica de diligencias: El Centro Directivo lo pondrá en conocimiento del Juez de Vigilancia. El Director del Establecimiento solicitará la previa autorización del Juez de Vigilancia. El Director del Establecimiento lo pondrá en conocimiento del Juez de Vigilancia. El Centro Directivo o el Director del Establecimiento, según los casos, solicitarán la previa autorización del Juez de Vigilancia.
Conforme a lo establecido en el artículo 36 del Reglamento Penitenciario: Excepcionalmente y sólo en casos de urgencia o necesidad perentoria, el Centro Directivo podrá autorizar los traslados de internos a cargo de funcionarios de IIPP. B) Cuando se trate de traslados en ambulancia, y siempre que no se lleven a cabo a otro Establecimiento, el interno irá acompañado, en su caso, del personal sanitario penitenciario necesario que el Director designe. C) Cuando excepcionalmente los traslados de internos se lleven a cabo por funcionarios de IIPP, estos serán designados por el Director de entre los que se hallen de servicio. Las respuestas b) y c) son correctas.
En relación a las pertenencias personales de los internos trasladados ¿cuál de las siguientes afirmaciones es incierta?: El peso de las pertenencias personales de los internos trasladados no podrá ser nunca superior a los 25 Kilogramos. Las pertenencias personales de los internos trasladados que excedan del peso máximo permitido serán remitidas por paquetería ordinaria, corriendo los gastos por norma general, a su cargo. Los objetos y artículos de valor, así como aquellos otros susceptibles de deterioro durante el traslado, serán remitidos por paquetería ordinaria, corriendo los gastos por norma general, a cargo del interno. Para casos excepcionales de internos sin medios económicos se estudiarán por parte de la Junta Económico-Administrativa las posibles medidas a adoptar respecto de las pertenencias personales que no puedan ser trasladadas por la Fuerza Conductora, que deberán ser aprobadas por el Centro Directivo. .
Conforme al artículo 322.2 del RP, en caso de traslado del interno a otro Establecimiento: Se le entregará en metálico, de su peculio, una cantidad prudencial para sus gastos, y si careciera de medios económicos, la Administración Penitenciaria le facilitará los necesarios para subvenir a sus necesidades elementales. El Administrador del Centro de origen remitirá al de destino el peculio del interno o, en su caso, procederá al traslado de su cuenta bancaria a la localidad de destino. El Subdirector de Seguridad del Centro de origen remitirá al de destino las alhajas y objetos de valor del interno. Todas las respuestas son correctas.
Si una conducción no puede llegar a destino por fuerza mayor: El Jefe de Ja Conducción la devolverá al punto de destino. La fuerza pública retendrá a los conducidos en sus locales. El Jefe de la fuerza conductora solicitará mediante suplicatorio la admisión de los conducidos en el Centro Penitenciario más próximo. La fuerza pública custodiará personalmente a los conducidos hasta que se pueda restablecer la conducción.
Del traslado de un penado a otro establecimiento penitenciario se dará cuenta a: La Junta de Tratamiento. Al Delegado o Subdelegado del Gobierno de la Provincia. La Autoridad Judicial de quien depende. El Juez de Vigilancia.
Para realizar traslados de internos, las autoridades judiciales deben solicitarlo a la secretaría general de instituciones penitenciarias en el plazo mínimo, antes de la fecha requerida, de: 30 días. 20 días. 15 días. No se precisa un plazo mínimo, pero debe ser el suficiente para poder organizar la preceptiva conducción.
El juez de vigilancia penitenciaria comunicará el traslado de centro penitenciario de un interno penado a: Junta de Tratamiento del centro de destino. Centro directivo correspondiente. Jurista del centro de destino. Todas las respuestas son incorrectas.
Cualquiera que fueran las razones del traslado o la conducción, si se realizasen entre Establecimientos pertenecientes a distintas Administraciones Penitenciarias, será ordenado: Por la Administración bajo cuya competencia se encuentre el interno previa autorización de la Administración que lo haya de recibir. Por la Administración bajo cuya competencia se encuentre el interno previa notificación a la Administración que lo haya de recibir. Por la Administración que haya de recibir al interno. Por la Administración que haya de recibir al interno previa propuesta de la Administración bajo cuya competencia se encuentre el interno.
Antes de hacer entrega del interno a la fuerza conductora que lo va a trasladar a otro Centro, ¿cuáles de estos trámites debe llevar a cabo el funcionario de la unidad de servicios de ingresos y salidas?: Obligar al interno a ducharse. Diligenciar las órdenes u hojas de salida. Realizarle varias fotografías. Acompañarte hasta el vehículo policial.
Un penado que se encuentra clasificado en segundo grado de tratamiento y disfruta habitualmente de permisos de salida ordinarios, es requerido por una Autoridad Judicial al Director del Centro Penitenciario donde se encuentra ingresado, para que asista como testigo en un Juicio Oral. La sede del Tribunal se encuentra en diferente provincia, por lo que el responsable del Establecimiento solicita del Centro Directivo el traslado del interno. ¿Podría el penado, a la vista de las circunstancias apuntadas, ser autorizado para desplazarse a la sede judicial por medios propios y sin custodia policial?: En modo alguno, para garantizar su presencia en el Juicio y que éste no tenga que suspenderse, la Administración Penitenciaria lo trasladará al Centro Penitenciario adecuado, y desde éste será excarcelado a la sede judicial. No, ésta posibilidad sólo se contempla en los supuestos de penados clasificados en tercer grado. Sí, previas autorizaciones del Juzgado o Tribunal requirente y del Centro Directivo. Sí, siempre que durante la fecha del Juicio se encuentre disfrutando de un permiso de salida ordinaria previamente aprobado por el Juez de Vigilancia Penitenciaria.
El desplazamiento de un interno para la celebración de juicio oral cuando aquel está internado en un Centro Penitenciario ubicado en la misma provincia que el Juzgado, lo deberá recabar la Autoridad Judicial del: Centro Directivo. Del Director del Establecimiento en que el interno se haya recluido. Del Jefe de la Fuerza de Seguridad que haya de realizar la conducción. Del Juez de Vigilancia Penitenciaria.
Las autoridades judiciales recabarán al Centro Directivo el traslado del interno recluido en Centro Penitenciario ubicado en otra provincia con una antelación mínima de: 10 días. 20 días. A la mayor brevedad, sin plazo concreto. 30 días.
Podrán realizar la conducción por sus propios medios, y previa autorización del Centro Directivo: Exclusivamente los penados clasificados en tercer grado, articulo 82.1 del Real Decreto 190/1996, por el que se aprueba el Reglamento Penitenciario. Los penados clasificados en tercer grado o en segundo que disfruten de permisos ordinarios. Exclusivamente los penados clasificados en tercer grado, articulo 83 del Real Decreto 190/1996, por el se aprueba el Reglamento Penitenciario. Sólo los penados clasificados en tercer grado.
Cuando un interno sea trasladado de un centro penitenciario a otro para asistencia a juicio en causa presa: En el expediente personal del interno solo se incluirá el protocolo e historia clínica del mismo. Puesto que el interno debe reingresar a su centro, solamente se remitirá el expediente personal del interno. Deberá remitirse el expediente personal del interno, el protocolo, su historia clínica y el historial escolar del mismo, cualquiera que sea el motivo del traslado. Se remitirá el expediente personal, el protocolo y la historia clínica. Si el interno no reingresa a su centro de origen, solo entonces se mandará el historial escolar.
¿Cuál de las siguientes afirmaciones es correcta? Cuando un interno penado es trasladado a otro Centro Penitenciario para asistir a juicio en calidad de testigo en causa por la que no se encuentra preso: Deberá ser autorizado por el Juez de Vigilancia Penitenciaria. Deberá notificarse al Juez de Vigilancia Penitenciaria. Dado que no se trata de una causa en la que tenga responsabilidad el interno no se realizará actuación alguna con el Juez de Vigilancia Penitenciaria. Debería acordarse su traslado, previo conocimiento de tal circunstancia por el Juez de Vigilancia Penitenciaria.
Proporcionar racionado en frío a los internos en las conducciones corresponde a: El Establecimiento de origen. El Establecimiento de destino. La fuerza política conductora. Corresponde al propio interno.
De acuerdo al artículo 33 del Real Decreto 190/1996, de 9 de febrero, las autoridades judiciales o gubernativas recabarán del Director del Establecimiento la conducción oportuna del interno, para la práctica de diligencias o para la celebración de juicio oral, cuando estuviere recluido en Centro penitenciario ubicado en la misma provincia o localidad, con una antelación mínima de: 15 días. 20 días. 25 días. 30 días.
Según el artículo 318 del RP, cuando un interno sea trasladado a otro Establecimiento penitenciario tendrá derecho a que la Administración Penitenciaria realice el traslado de sus pertenencias personales: Por un peso que nunca podrá ser superior a los 20 kilogramos, siendo con cargo al interno el traslado de todo aquel material que exceda del peso indicado. Por un peso que nunca podrá ser superior a los 20 kilogramos, siendo con cargo al peculio del interno el traslado de las pertenencias. Por un peso que nunca podrá ser superior a los 25 kilogramos, siendo con cargo al interno el traslado de todo aquel material que exceda del peso indicado. Por un peso que nunca podrá ser superior a los 25 kilogramos, siendo con cargo a la familia del penado el traslado de las pertenencias.
Los internos podrán trasladarse sin vigilancia y por sus propios medios de un centro penitenciario a otro: Siempre que se encuentren clasificados en tercer grado. Si es para asistir a juicio, se necesitará siempre autorización judicial. Con autorización del Director, previo informe favorable de la Junta de Tratamiento. Los clasificados en segundo grado serán autorizados por el Juez de Vigilancia; los clasificados en tercer grado, por el Centro Directivo.
Una de las siguientes afirmaciones es falsa: Cuando un interno debe ser trasladado en ambulancia debe ir acompañado por personal sanitario designado por el Director. Cuando un niño deba ser trasladado de un CP a otro se procurará que efectúe el traslado los familiares del exterior. Si un penado clasificado en segundo grado es requerido por Autoridad judicial de localidad distinta, podrá efectuar el tras lado en autogobierno, previa aprobación del Centro Directivo. Todos los traslados a otros Centros Penitenciarios serán comunicados a la Autoridad judicial competente.
Cuando un interno es conducido a otro centro: Se le entrega su peculio y los valores y alhajas. Se le entrega parte de su peculio y todos sus valores y alhajas. Se le entrega parte de su peculio y el resto y sus valores y alhajas, se remite al centro de destino. El peculio en su totalidad y los valores y alhajas se remiten al centro de destino.
Del traslado de un preso a un centro hospitalario dependiente de la administración pública no penitenciaria se dará cuenta a: El Juez de Vigilancia. La autoridad judicial de que dependa. Al Director del Centro. Tiene que ser trasladado a un Hospital Penitenciario.
Las salidas urgentes a un hospital civil se realizarán: A) Siempre previo informe del médico del Centro. B) Al Hospital más cercano al Centro Penitenciario. Al Hospital concertado por IIPP. A Y B son correctas.
El régimen de visitas de los internos ingresados en un hospital extrapenitenciario, se rige por: Las normas de funcionamiento del Centro Hospitalario, debiendo realizarse en las condiciones y con las medidas de seguridad que establezcan los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad encargadas de su custodia. Las normas de funcionamiento del Centro Hospitalario, debiendo realizarse en las condiciones y con las medidas de seguridad que establezca el Centro Penitenciario. Las normas de funcionamiento del Centro Penitenciario, que mantienen su vigencia cuando el interno se encuentra ingresado en un hospital extrapenitenciario. No tiene derecho a ser visitado, ya que sólo puede recibir visitas en la Enfermería del Centro Penitenciario.
Del traslado de un interno a otro centro penitenciario no es obligatorio informar a: La Oficina de Administración. La Oficina de Enfermería. La oficina del Equipo Técnico. Ninguna respuesta es correcta.
¿Cuál de los siguientes supuestos no es posible?: Detención comunicada. Detención incomunicada. Prisión incomunicada. Mandamiento de cumplimiento de condena incomunicada.
Denunciar test Condiciones de uso
Usamos cookies para personalizar su experiencia. Si sigue navegando estará aceptando su uso. Más información.